Warning: pg_result() expects parameter 2 to be long, string given in /var/www/webs/transicion/web/admin/F_bd.php on line 33 La transición de Andalucía
24 de octubre de 2018
 

 
  botón inicio botón contacta botón mapa web
foto cabecera
titulo cabecera

 
 
menu
PROVINCIAS
MONOGRÁFICOS
- Adiós al Hollywood europeo
- A donde habite el olvido
- Alfonso Canales, cronista cultural de Málaga
- Alfonso Grosso, entre balas y merengues
- Almería en tres miradas
- Antonio Gala no ha sido asesinado en Murcia
- Antonio Mozo, el innovador
- Asunción Andaluza
-
TROFEOS DISPUTADOS ENTRE 1973 Y 1983

- Caídas y más que caídas
- Caídos sin nombre
- Campo de sangre
- Cántico de Córdoba
- Centenario del nacimiento de Juan Ramón Jiménez
- Cerrado ante la justicia, abierto ante la historia
- Del olvido a la gloria
- Deporte, de la jerarquía a la democracia
- Despiertan los medios de comunicación
- Domínguez Ortiz, cita con la historia
- "Donde se vive y se muere fuera"
- Eduardo Chinarro, el periodismo laboral
- El arte al alba
- El Centenario de Vázquez Díaz
- El Correo de Andalucía en Huelva
- El fin de los monopolios
- El flamenco en la Transición
- El islote de Saltés
- El nacimiento del Festival de Cine Iberoamericano
- El reportero Sebastián Cuevas
- El torero que revolucionó las masas
- En el nombre de Jarcha, libertad sin ira
- En homenaje al maestro Ladis
- Entrevista a Antonio Gala

Diálogo del desamor

- ¿Estamos preparados para el cambio?
- Huelva canta libertad
- Huelva y la música
- José Gálvez Manzano populariza el billar
- José Prieto Escaso, arquero olímpico
- Juan Diego borda su venganza
- La creación nunca duerme
- La década gloriosa del Trofeo colombino
- La esquina de Pepe Jiménez
- La herida de Federico Villagrán
- La mirada de Ricardo
- La princesa comunista
- La radio del transistor
- Las voces prohibidas
- La Transición acelera el reciclaje de los periodistas
- La Transición de los periodistas
- La Transición en las librerías malagueñas
- Los interrogantes de Antonio Burgos
- Medios: la renovación inconclusa
- Nadie sabía nada
- Noche de guardia
- Pedro y Pablo en la Tasca del Matías
- Picasso, principio y fin
- Pudo ser un sueño, pero fue realidad
- ¡Que vienen, que vienen!
- "Se hace talento al andar"
- Semblanza/ Manuel Benítez 'El Cordobés'

Un flequillo le leyenda en la España de los 'seìllas'

- Távora en esencia
- Tránsitos
- Una irrepetible complicidad
- Un festival "rojo" en el franquismo
- Un lienzo pendiente
- ¡Viva Andalucía viva!
CIUDADES RELEVANTES
 

INICIO > PROVINCIAS > > ARTÍCULOS
 
botón introducción botón crónicas botón conversaciones botón artículos botón epílogo botón fotos  
  30 de enero de 2012
  Antonio Fernández Ruiz de Villegas
  Grupo Drago
  ¿Y ahora qué? Esto que básicamente se preguntaban los españoles a finales de 1975 fue respondido de una manera directa y decidida por un grupo de gaditanos que creían en el protagonismo de la ciudadanía. Así, constituyeron una plataforma de opinión donde concurrían diversas tendencias que, como denominador común, proclamaban aceptar “en su integridad la Declaración Universal de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas”.
Fue el 26 de diciembre del referido año cuando se iniciaron unos contactos que culminaron en la reunión constitutiva, que se reflejó inmediatamente en su primera aparición pública. Ésta tuvo lugar mediante una especie de manifiesto bajo el título de Un alcalde para Cádiz, publicado en la prensa provincial (La Voz del Sur) y regional (El Correo de Andalucía), que no fue acogido en las paginas de local, tal vez para no interferir en la contienda electoral de la elección de 2º grado promovida por el Gobierno Arias para la renovación de las alcaldías.
En la línea emprendida comenzó a comparecer periódicamente, ahora sí en los medios locales; con artículos tales como La Ciudad que queremos, Cádiz ante el Tratado, La Provincia que queremos, Basta ya, No a la violencia, hasta culminar en la Carta abierta A su Majestad el Rey, entregada personalmente con ocasión de su visita a la capital el 1 de abril.
De forma paralela inicia un amplio ciclo de presentación de personajes entonces señeros de una vida política que, entre perezosa y tímida, comienza a ofrecer alternativas frente al ominoso pasado. Así, comparecieron en su tribuna José María Gil Robles, Rafael Arias Salgado, los profesores Jiménez de Parga y Clavero Arévalo, Luis Uruñuela, Joaquín Garrigues, Luis Gámir, entre otros.
Tan activa como novedosa actividad mereció las más distintas valoraciones pero, sin duda, quien mejor la entendió fue el profesor Millán Chivite que se refirió al  Grupo Drago como “una palestra de diálogo, reflexión, crítica y programación de los problemas e intereses que afectan a Cádiz y a la región”, calificándola como “una especie de oposición, con deseos de concordia y apertura…”.
Ante el referéndum de la Reforma Política, que resultaría clave para lo que luego ha venido en llamarse Transición, y que tendría su continuidad en las elecciones generales del 77, un sector de asociados entendió, con la oposición del resto, que el Grupo Drago había cubierto sus objetivos y que era llegada la hora de los partidos políticos que, en buena medida, ya venían actuando y se dejaban notar en su seno.
Pasados los años el periodista local O. Lobato, en diciembre de 1.985, constató que “su inferencia en la vida pública del Cádiz de la Transición fue bastante notoria aglutinando a personas de distinta ideología política y de ocupaciones diversas, al tiempo que llegó a configurarse como un eficiente altavoz y portavoz de las inquietudes de la época”. Pero antes, dejaría constancia de su vocación de servicio a su comunidad y tuvo la satisfacción de ver como, en el primer Ayuntamiento democrático de su ciudad, tuvo a sendos miembros a la cabeza de su equipo rector y de “su leal”, aunque no precisamente blanda, oposición municipal.
   
  pagina anterior pagina siguiente
 
 
   
 
  Inicio | contacto | mapa web   Transición